Aitor Grandes: “Nuestra idea es darle sencillez en el servicio al usuario”

Equipo de 24symbols – © Aitor Grandes

Con la llegada de Spotify a Estados Unidos nos podemos hacer una idea de lo válido que es este modelo en el nuevo paradigma de la difusión de la cultura. Hoy os traemos “el Spotify de los libros”, como lo han denominado muchos hasta la fecha, una iniciativa que ofrece un amplio catálogo de libros vía streaming.

24symbols es el nombre de esta iniciativa, que nace con la convicción firme de adaptar el consumo de libros a un modelo adaptado a los lectores de ebooks. Desde ‘Cultura en Positivo’ hemos hablado con Aitor Grandes, uno de sus fundadores, para que nos desgrane la visión de esta iniciativa que ofrece desde clásicos literarios hasta libros de cocina. No te pierdas la entrevista.

Os suelen identificar como “el Spotify de los libros”. ¿Cómo ha influido esto en el lanzamiento de la iniciativa?

Creo que nos ha beneficiado bastante en cuanto al mensaje que hemos dado. La idea es que se transmite fácilmente nuestro modelo al público. Se entiende rápidamente que es un modelo freemium, es decir, que tienes una parte gratis y luego una de suscripción. Spotify tiene 10 millones de usuarios en Europa y 1,5 de ellos son Premium. Cuando lo contamos en Europa decimos que somos Spotify, cuando hablamos en Estados Unidos decimos que somos un modelo como Netflix o Hulu.

Lo que intentamos es, igual que ha ocurrido en otras industrias culturales como el vídeo o la música, en cuanto a los modelos de suscripción que han surgido con ellos, aplicar los modelos de suscripción que han surgido al mundo de los libros.

El eslogan que lanzáis, “one-click reading”, es la mejor manera de entender 24symbols, ¿no?

Exacto. El “one-click reading” viene a decir que esto es muy fácil y desde el momento en que te registras ya puedes empezar a leer. Por ejemplo, si tú ves el libro que está leyendo uno de tus amigos solo tienes que pinchar en él y directamente entras al libro para poder leerlo. Nuestra idea es darle mucha sencillez en el servicio al usuario.

¿En qué punto está la industria editorial en nuestro país? ¿Qué visión tenéis desde vuestra empresa?

Creo que se está adaptando mucho más rápido que la industria del cine y la industria de la música porque ya se tiene la experiencia de los últimos diez años. Aún así, a las grandes organizaciones les cuesta cambiar, por eso es más fácil que una startup como nosotros. Ahora mismo, todos los canales que hay en la industria son canales de venta de copias, es decir, trasladan lo que hay en el mundo físico al mundo online. En nuestro caso no es así, hemos creado un modelo online puro basado en la suscripción. Somos un canal que no se basa en la copia sino en un modelo freemium en el que puedes leer gratis con publicidad o puedes pagar una pequeña cuota.

¿Crees en la convivencia de estos dos modelos?

Creemos que estos dos modelos van a coexistir, como ocurre en el mundo de la música y el cine, y coexistirán también con nuevos modelos que vayan saliendo poco a poco.

Cuando uno habla de libros siempre se va a la clásica novela, pero vosotros ofrecéis hasta libros de cocina. Háblanos de la oferta de 24symbols.

Efectivamente. Ahora mismo tenemos un catálogo de unos 1.000 títulos. Tenemos muchos libros fruto de acuerdo con las editoriales y otros que iremos subiendo que están libres de derechos de autor. Cuando nos referimos al proyecto siempre empezamos a hablar de literatura, novela… pero el abanico es mucho más amplio. Tenemos desde libros de gestión, de management, libros universitarios, cómics, libros de cocina…

Por lo que hemos visto en el poco tiempo que llevamos, algo que está funcionando muy bien son los libros de management. Pensamos que nuestra herramienta también puede ser muy potente para las universidades. Si éstas pueden subir a un repositorio único en la nube muchos de sus libros, es una manera muy sencilla de acceder para los usuarios  y una forma sencilla de monetizar para las editoriales universitarias porque se podría incluso facturar en la matricula de los alumnos que, además de poder ser muy barato, ya está pagando una pequeña cuota.

¿Podrías explicarnos las distintas tarifas que ofrecéis?

Básicamente estos modelos funcionan gratis para la gran mayoría de la gente, pero con publicidad. Se monetiza el contenido, en cierta medida, con la publicidad, y esto retorna a las editoriales. Estos modelos no son sostenible solo con publicidad. Realmente funcional el modelo cuando se combinan las dos partes, la gratuita y la suscripción. Nosotros esperamos llegar a un 8%-10% de conversión, es decir, que de todo el mundo que lee gratis, unos pocos paguen por leer.

¿Y cuáles son esos factores de conversión?

Si eres usuario Premium vas a poder leer sin publicidad y cuando no estés conectado a Internet (offline). Estos dos factores son los principales para que alguien quiera pasarse del modelo free al Premium.

Hay una queja constante sobre el precio de los ebooks, ¿24 podría ser una solución a este problema?

Esa es la idea, intentar hacer que por una cuota razonable puedas llegar a un contenido muy amplio y, además, sea rentable para las editoriales. Lo ideal es que no tengas que estar pagando por cada una de las copias que quieres leer. Ahora también hay un debate abierto sobre qué es caro y qué no lo es en materia de libros digitales que se irá adaptando hasta que surja algún modelo tipo iTunes… De todos modos, la percepción del usuario es que un libro físico vale más que el digital.

Instantáneo, no ocupa lugar… ¿Cuáles son las principales ventajas que creéis que aporta vuestra plataforma?

La principal es el “one-click reading”, es decir, que leer un libro en nuestro servicio sea más fácil que piratearlo, que la gente pague una pequeña cantidad a cambio de calidad y sencillez. Al final tienes un repertorio que está en “la nube” que es accesible desde cualquier dispositivo; puedes estar en tu casa leyendo en un iPad, luego ir en metro leyendo desde un smartphone o leer desde el ordenador de un amigo. Vas a tener toda tu biblioteca online con capacidades sociales, como compartir pequeñas citas, hacer anotaciones, etc., que van a hacer a la plataforma mucho más interesante.

Otras quejas frecuentes están relacionadas con los sistemas anticopia. ¿Cómo gestionáis dichos sistemas en 24symbols?

Nosotros no tenemos ningún tipo de DRM (sistema anticopia), nuestro DRM es “la nube” en sí, todo el contenido está en Internet. Tú no puedes descargar ese contenido, puedes acceder desde cualquier tipo de dispositivo. Si pagas una pequeña copia para leer, por ejemplo, offline en un iPad, en este caso te descargas el contenido pero está en una memoria interna a la que tiene acceso la aplicación pero no el usuario. Además, este contenido va encriptado. Esto lo que hace es darle mucha sencillez al usuario al no necesitar ningún DRM de terceros.

Ya para acabar, ¿qué te parece la iniciativa de ‘Cultura en Positivo’?

Me parece fantástico. Al final lo que hay que intentar es buscar nuevos modelos de negocio que sean rentables para todas las partes. Se ha intentado parar la piratería de una manera legal. Si bien tiene que haber ciertas reglas, es muy difícil controlar un fichero en Internet, más cuando un libro pesa muy poco. Se trata de dar un servicio con un modelo de negocio coherente, adaptado a la demanda del público y a un precio razonable. Ahora mismo hay una gran demanda y no hay una oferta de este tipo de contenidos.

Si todavía te queda alguna duda sobre 24symbols, dale al play:

24symbols from 24symbols on Vimeo.

Anuncios